Los beneficios para tu empresa de las instalaciones solares fotovoltaicas


Los beneficios para tu empresa de las instalaciones solares fotovoltaicas

Cada año son más los hogares que apuestan por utilizar el sol como principal fuente de energía, aunque España aún no se posiciona a la cabeza de esta energía renovable. La implantación de instalaciones solares fotovoltaicas también puede ser muy efectiva para nuestras empresas, como método de ahorro energético y económico.

A pesar de los grandes avances tecnológicos y de las numerosas campañas de concienciación medioambiental, la energía solar aún sigue siendo un recurso por explotar. Seguimos apostando por el gas natural, el carbón y el petróleo como fuentes de energía, y aunque nos expliquen que éstas son contaminantes, no renovables y más caras, preferimos apretarnos el cinturón para pagar la desorbitada factura de la luz antes que innovar y darle una oportunidad al sol. Poco a poco, algunas empresas van encontrando en las instalaciones solares fotovoltaicas un aliado para economizar gastos. El proceso de instalación es costoso, pues cuanto mayor sea el espacio al que nutrir de energía mayor será el número de placas solares necesarias. No obstante, a la larga comenzaremos a percibir los beneficios. ¡Si tienes una empresa y estás pensando en recortar los salarios de tus trabajadores, antes debes saber que puedes ahorrar de un método más efectivo y contribuyendo a la par al desarrollo sostenible del Planeta!

  1. El sol es la fuente de energía ideal: No supone la emisión de Co2 u otros gases tóxicos a la atmósfera. Es una energía sostenible, renovable, limpia y silenciosa.
  2. Cero costes de producción de energía: No precisa de suministros exteriores de agua o viento para funcionar, por lo que sus costes de mantenimiento y producción de energía son prácticamente inexistentes. ¿Dónde está el gasto? En la fabricación de los componentes y en la posterior instalación solar fotovoltaica. La empresa amortizará rápidamente su inversión inicial.
  3. Versatibilidad en la instalación: Las instalaciones solares fotovoltaicas se pueden disponer de forma sencilla y rápida tanto en vertical como en horizontal, sin requerir un espacio específico. Estos sistemas cuentan con una gran modulabilidad y flexibilidad, permitiendo que la empresa fuese realizando ampliaciones de sus paneles solares en función de sus necesidades.
  4. Menos pérdidas en el transporte de energía a larga distancia: Las instalaciones solares fotovoltaicas son ideales para aquellas empresas que se encuentran ubicadas en zonas remotas, donde el coste de instalación de la red eléctrica supone excesivamente elevado y resulta inviable. De igual modo, la instalación individual de placas solares fotovoltaicas en las azoteas de las empresas reducirá drásticamente las distancias y aumentará considerablemente la eficiencia del sistema eléctrico.
  5. Almacenamiento de energía: Los pequeños negocios y talleres tienen la posibilidad de almacenar la energía en bancos de baterías para usarla posteriormente. Las medianas y grandes empresas pueden obtener grandes beneficios al vender el sobrante de energía solar a las compañías eléctricas, ya que esos beneficios económicos solventarán las pérdidas generadas al consumir energía durante las horas en las que no hay luz solar.
  6. Mejora la seguridad de la red: Las empresas apuestan por éstas ya que repercuten en la eficiencia de la red, salvando problemas frecuentes como apagones, bajadas de tensión, sobrecargas o riesgos de incendios.
  7. Contribuye a reducir el impacto medioambiental: Las instalaciones solares fotovoltaicas están ideadas para resistir a condiciones climatológicas extremas. Del mismo modo, éstas se caracterizan por su larga vida útil y por no generar ni residuos ni ruidos.
  8. Ahorro e impacto económico: Por un lado, está claro que las instalaciones solares fotovoltaicas contribuirán a que la empresa perciba un incipiente ahorro económico mediante el empleo de esta energía renovable. Así pues, no estará sometida a las fluctuaciones del mercado ni a las especulaciones. Aunque supone una gran inversión inicial, las empresas verán reducidos sus gastos. De hecho se están generando en los últimos años nuevas células más eficientes y económicas. En otro orden, que una empresa apueste por instalaciones solares fotovoltaicas contribuirá a la creación del empleo local.

¡Hazlo por un motivo económico, de comodidad o de sostenibilidad medioambiental, pero hazlo! Apostar por las instalaciones solares fotovoltaicas para tu empresa es apostar por el ahorro y por la energía del futuro.

  1. No hay Comentarios
(No será publicado)